martes, 17 de abril de 2007

NIÑOS CAMELLO

Cuando una vida vale 100 euros

El deporte oficial de Arabia Saudita es una rutina muy poco conocida: las carreras de camellos. Para ello se utilizan niños como jinetes, a quienes les arrebatan su infancia, provocan daños físicos y mentales que los marcaran de por vida. Ahora apareció una nueva esperanza para ellos: los “robot jockey”.

Quienes están a cargo de manejar estas prácticas tienen la llamada “regla de los 17 Kg.”, consiste en que el jinete no pese más de 17 kilos, debido a que a menor peso del jockey el camello logrará alcanzar mayor velocidad.

Esto lo logran secuestrando y/o comprando niños en los países en situación de pobreza -en esos lugares estarán más delgados-, con edades que rondan entre los 3 y los 8 años.

Algunos de ellos son vendidos por sus propios padres para poder alimentar a sus otros hijos. Los valores pueden ir desde los 100€ en casos donde la familia esté desesperada, hasta los 350€ como entrega y 120€ mensuales por determinada cantidad de tiempo.

Esta gestión se realiza por medio de los traficantes de personas quienes llevan los menores hasta Arabia donde son vendidos a los agentes de “camellodromos” por varios miles de euros (sólo una parte de las ganancias que obtendrán por cada jinete).

Los más buscados son los chicos de 5 años de edad para que luego de un entrenamiento con entre 6 a 12 meses de duración, puedan iniciarse en las carreras a los seis años.

Pasan jornadas de 18 horas continuas entrenando, los golpes del trote que reciben destroza sus genitales a tal nivel que les deja mutilaciones de por vida, además de los daños que sufren cuando caen del animal les puede provocar, en algunos casos, la muerte. Otra de las causas de fallecimiento son la escasez de alimentos y el tiempo de descanso, que jamás sobrepasa las 4 horas.

Desde 1993 se prohibió el uso de menores de 15 años para el deporte, a pesar de eso todo siguió igual, niños cada vez más pequeños eran explotados, cada vez existían más niños analfabetos -se les impedía la asistencia a los colegios-, cada niño que lograba sobrevivir a la práctica terminaba prostituyéndose.

Debido a las repetidas denuncias de UNICEF en la Comisión de Derechos Humanos y frente a grandes sanciones para quienes estaban a cargo de los camellodromos, se decidió el uso de robots con mando a distancia y de un mínimo peso. ¿Una nueva esperanza para los niños?

Una carrera de camellos donde NO participan niños
http://video.google.es/videoplay?docid=2181529904022377178&q=carrera+camello

Video sobre carrera de camellos (para usuarios registrados)
http://www.thenewsmarket.com/Media/Media_Detail.aspx?GUID=38010d20-1312-47fb-80cc-5031145e58bb&CustomPage=0

Nota relacionada con audio (en ingles)
http://www.unicef.org/spanish/infobycountry/pakistan_27517.html

Fotos de los nuevos robots.
http://news.com.com/2300-1008_3-5794480-1.html?tag=ne.gall.pg

Notas relacionadas
http://www.enredate.org/enredate/actualidad/historico/jinete_camellos/

http://www.losandes.com.ar/2004/1126/UM/nota223930_1.htm

http://axxon.com.ar/not/137/c-1370021.htm

2 comentarios:

joe dijo...

gracias a dios existen personas como tu que denuncian estos atropellos a los infantes pues no en todos los paises tenemos acceso a esa clase de informacion, sigue adelante eres muy original.

Anónimo dijo...

Silenciosa mujer: logras conquistar con tus palabras y sin conocerte pudiste enamorar a mi alma.

Es increible como luchas por causas perdidas, es super lo que haces.

los mejores deseos de un fiel admirador.

Salu2

Fabian

|