lunes, 1 de octubre de 2007

¡POLICÍA! MI HIJO SE PERDIÓ... BAJO LA CAMA

Policías, perros especialistas en búsqueda y rescate, una docena de vecinos y un helicóptero participaron del rastreo de un niño extraviado. El único detalle es que la madré olvidó buscar en el lugar preferido de los chicos: debajo de su propia cama.

También participaron en la búsqueda el equipo local de fútbol, jóvenes, ancianos y el alcade de la ciudad, quienes recorrieron todos los rincones de Saltash, Cornwell, sin lograr llegar al lugar donde permanecía Alex Colver.

Entre los lugares de busqueda, estuvo la habitación del joven, aunque éste no se despertó para poner fin al traumático episodio y todo acabó sólo cuando un perro olfativo comenzó a jugar hasta lograr terminar con el profundo sueño. La madre agradeció públicamente la ayuda y aseguró que nunca lo olvidarán.

2 comentarios:

M dijo...

Romi, una nota muy curiosa, lo que parecia un rapto, o algo peor, fue solo una anecdota, ojala todas las historias acabaran asi de bien.
Cielo, muchos animos para seguir, se que serás una de las mejores profesionales en este campo del periodismo de investigación, un beso M.P.

Anónimo dijo...

ha ha ha ha no puedo evitar reirme perdon por eso pero me recuerda a la historia cuando mi hermanito se enojo con mama y se escondio a dormir en el closet nos volvimos locos
pero gracias a dios solo fue un susto tremendo

|